Press "Enter" to skip to content

La nueva vida de Cameron Diaz 

La actriz renunció por completo a la escena hollywoodense y se enfocó en la maternidad y su emprendimiento vitivinícola. Además, se tranformó en una promotora del envejecimiento natural, lo que llevó a publicar dos libros.

Cameron Diaz siempre será recordada por estar en el universo de actrices más populares del Hollywood de los noventa. Sus papeles en La Máscara, Loco por Mary y Pandillas de Nueva York la llevaron a ser calificada, por la crítica especializada, como una de las  “imprescindibles” del séptimo arte del fines del siglo XX.

Hace unos años la actriz que está próxima a cumplir 50 años, tomó la decisión de alejarse de las luces y las cámaras para enfocarse en estar con las personas que realmente le importaban. “No estaba manejando mi vida como quería. Un día entendí que mi rutina diaria debía ser todo aquello que podía manejar y hacer por mí misma. Cuando haces algo a un nivel realmente alto durante un periodo muy largo, te pierdes y entregas toda tu energía a otras personas. Yo ya no quería eso”, admitió, en un popular programa de la televisión estadounidense.

Tras convertirse en madre, Diaz incursionó con éxito en otras áreas, en las que encontró nuevas satisfacciones. Primero, lanzó Avaline,  una empresa de vinos junto a su gran amiga, la empresaria Katherine Power. El mercado recibió con aplausos la oferta de blancos y rosados, hechos con uvas catalanas orgánicas, y  producidos de manera amigable con el medio ambiente. Las uvas se cultivan sin usar pesticidas sintéticos y poseen los certificados más estrictos de calidad. 

“Disfruté del vino durante muchos años y nunca lo cuestioné. Ni una sola vez. De hecho, pensé que era la opción de alcohol más responsable, porque estaba hecha con uvas fermentadas. Pero no tenía idea del proceso. Una de las primeras conversaciones que Katherine y yo tuvimos sobre hacer un vino más limpio fue: ‘¿Qué le vamos a agregar?’ Pronto nos enteramos de que no era lo que agregaste, es lo que no le pusiste”, declaró, en un artículo que la revista Forbes publicó sobre su exitoso emprendimiento que recientemente incorporó mostos tintos. 

La mujer de la sonrisa perfecta y la simpatía a prueba de balas, es, además, una entusiasta activista del envejecimiento saludable y feliz. Con la maternidad, su posición no ha hecho más que consolidarse. En entrevista en el podcast de Gwyneth Paltrow, confesó estar muy emocionada “por los años que se vienen”, y aseguró que quiere vivir hasta los 110 años para poder disfrutar de su hija. 

«El concepto de envejecimiento ha cambiado por completo en los últimos 10 años. Estoy emocionada, me quedan 50 o 60 años; quiero vivir hasta los 110 ahora que tengo una hija pequeña”, confesó, en el lanzamiento de “El libro del cuerpo”, su debut como escritora. 

Luego, publicó “El libro de la longevidad. Guía para vivir más fuerte”, con tips y recomendaciones para lograr un envejecimiento saludable. “Estoy muy contenta de poder continuar con el tema porque aprendiendo que puedes envejecer bien y me encanta poder compartir con ese conocimiento. Si entiendes cómo funciona tu cuerpo entonces podrás tomar medidas para ayudarlo a mantenerlo en la mejor forma posible, así podrá llevarte por una vida más larga y bonita», dijo, en el evento donde hizo la presentación oficial.

La también productora y declarada feminista está convencida de que su genética la ayudará en el camino a futuro. «Mi familia es de estirpe robusta. Mi abuela corría a los 72 años por el valle de San Fernando cargando grandes bolsas de comida para los animales. Y yo creo que tengo algo de eso. Soy la madre de más edad en mi grupo de amigas y es genial. Soy afortunada de tener todo el apoyo que tengo para criar», manifestó, en una de sue últimas entrevistas, en la que dijo no extrañar sus días de estrella de cine.

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *