Press "Enter" to skip to content

Los múltiples talentos de Juana Gómez

Fiel a su bajo bajo, la artista de 41 años se ha convertido en el secreto mejor guardado de los coleccionistas de las capitales del arte, donde celebran  su propuesta que conecta técnicas artísticas ancestrales con instalaciones multimediales 

Diseñadora, ceramista, fotógrafa y bordadora, Juana Gómez (41) es reconocida como una de las artistas más interesantes de su generación. Su obra fotográfica bordada se cotiza internacionalmente desde el 2020 y tiene representante en la capital inglesa, donde según los entendidos exhiben sólo los mayores talentos del mundo.

Licenciada en Arte de la Universidad Católica, es instructora de Hata Yoga y está en pareja con el escritor Benjamín Labatut, con quien tiene a Julieta. Por estos días, prepara su próxima exposición para la galería NAC, en la que trabaja con el arte de la cerámica y lo textil. A lo largo de su carrera, el bordado ha sido el centro de su obra, pero prefiere como una “artista autodidacta y multimedial” que puede hacer video, foto o performance.

En el verano. su participación en el Festival Paste Up de Vitacura sacó aplausos pese a que si hay algo de lo que huye es de la figuración pública y prefiere que su obra hable por ella. 

En 2016, con su primera exposición Constructal, llamó la atención de la crítica que inmeditamente le vaticinó un futuro promisorio. «En la serie, trabajé desde la anatomía, era lo más cercano y universal, pero nunca fue ese mi foco, sino cómo este patrón puede ser un paralelo con el ‘micelio’, un hongo bajo tierra que conecta a las raíces entre sí siendo la red más grande, compleja y antigua del mundo», explicó entonces en una entrevista. 

Apenas un par de años después, comenzó su internacionalización con Distaff, la primera muestra internacional de la galería Michael Hoppen de Londres, la en la que reconstruye su genealogía familiar femenina. «Trabajé con hilanderas y observé cómo las mujeres trabajan los textiles, al mismo tiempo que están a cargo de la casa y los niños. Me sentí identificada y valoré este traspaso generacional que trato de abordar en Distaff», declaró, a la prensa local.

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.