Press "Enter" to skip to content

Lucía Dammert: La nueva jefa del segundo piso

Lucía Dammert será uno de los puntales más importantes en el nuevo gobierno de Gabriel Boric. Su nombramiento de la jefa de asesores de la nueva futura administración de gobierno no dejó indiferente a nadie. Experta en seguridad ciudadana, la académica es una convencida de que el feminismo se logra con mujeres y hombres unidos.  

A poco más de un mes del cambio de mando, uno de los nombres del nuevo gabinete que más opiniones ha generado es el de Lucía Dammert, quien asumirá el 11 de marzo como la nueva jefa de asesores del “segundo piso» de la Moneda. Quién es la experta en seguridad pública que ya trabajó en la Presidencia como asesora de Mahmud Aleuy (el polémico subsecretario del Interior del segundo gobierno de Michelle Bachelet).

Nacionalizada chilena desde el 2013, Dammert nació en Lima hace medio siglo. Su madre fue la socióloga Flor Guardia y su padre el reconocido congresista peruano Manuel Dammert, quien partió su trayectoria política en el Partido Comunista Revolucionario. “Ellos tenían militancia de izquierda en un país en el que a los indígenas se les pegaba. Fuimos criados en una familia en la que, aunque tuviéramos apellido alemán, rubios y ojos claros, nunca participamos de nada que no fuera popular. Pertenecimos a una élite política, pero no con el poder económico”, reveló, en una entrevista.

Tataranieta de la filántropa Juana Alarco de Dammert, conocida en Perú como la abuelita de los niños, por su cuidado hacia los niños huérfanos; llegó a Chile en 2000. En forma paralela a su trayectoria académica en la Universidad de Santiago y la Universidad de Chile, estudió en Argentina, Estados Unidos y los Países Bajos, donde realizó un doctorado en Ciencia Política de la Universidad de Leiden.

Para algunos es una “mujer brillante”, otros la definen como “conflictiva”; pero lo que nadie cuestiona es su excelencia académica. “Que sabe, sabe”, asegura un ex colaborador que fue testigo de cómo su paso por el servicio público tuvo de dulce y agraz. Algo que ella misma lo reconoció: “Aprendí lo retorcida que es la política. No tengo la piel tan dura para tantas deslealtades, y el poder político no es lo que me seduce”.

Su colaboración para la candidatura presidencial de Beatriz Sánchez terminó por estrechar sus lazos con el Frente Amplio que en diciembre decidió sumarla al comando presidencial. “Trabajo en un tema considerado históricamente de hombres (…) Mucho me pasó que los policías más antiguos me decían: “bueno, ¿de dónde sabes tú de policías si no eres policía?”. Respecto al rol de las mujeres en la sociedad, ha dicho: “El futuro será feminista o no será. Eso sí, el feminismo no propone excluir a los hombres, sino incorporar a las mujeres en igualdad de género”.

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.